Quizás para entender mejor la mofología concreta del Shiba Inu y los rasgos que la caracterizan deberíamos aprender la morfología general de los perros y las diferentes partes que lo componen, esto nos ayudará no solo a entender el estándar de la raza y pode evaluar las características de nuestro shiba, sino que nos permitirá aprender más, mejor el mundo de la cinofilia y al perro en sí.


CLASIFICACIÓN ZOOLÓGICA DEL PERRO

Clase: Mamíferos
Subclase: Euterianos
Super-orden: Carnívoros terrestres
Familia: Cánidos
Género: Canis
Especie: Canis familiaris - perro doméstico
(2n = 78 cromosomas)



El veterinario francés Pierre Mégnin clasifica a los perros según su forma:

  • Los lupoides, de orejas erguidas y cabeza triangular (Pastor Alemán)
  • Los bracoides, de orejas caídas, hocico largo y stop bien marcado (Dálmata)
  • Los molosoides, generalmente de talla grande, con orejas pequeñas y caídas, cabeza maciza, redonda o cuadrada, y hocico corto (Dogo, Perro de montaña de los Pirineos)
  • Los graioides, de orejas pequeñas orientadas hacia atrás, cabeza ancha y fina con stop poco marcado, y miembros delgados.

También se definen cuatro tamaños de perros dependiendo de su talla:

  • el pequeño (menos de 46 cm)
  • el mediano (de 46 a 61 cm)
  • el grande (más de 61 cm)
  • el gigante

O de acuerdo con su peso:
  • el pequeño (menos de 10 kg)
  • el mediano (de 10 a 25 kg)
  • el grande (de 25 a 45 kg)
  • el gigante (de 45 a 90 kg)

En todos los perros se diferencian las mismas regiones anatómicas:

  • La anterior: que incluye la cabeza, el cuello y los miembros anteriores.
  • El cuerpo: que abarca la espalda, el lomo, la caja torácica y el abdomen;
  • y la posterior con la grupa, los miembros posteriores y la cola.

El cuerpo del perro se describe por regiones. Cada una de ellas corresponde a un sector anatómico preciso. Se describen cincuenta y dos regiones.

  • La cabeza
  • La región de la cráneo frontal puede ser redondeada (Beagle, Cocker), convexa (Boxer), chata (Dálmata), ovalada (Caniche) o ancha (Rottweiler).
  • El Stop o depresión frontonasal, va de la región frontal a la parte superior del testuz. Es visible lateralmente y está más o menos acentuado: de 90ºC (brevilíneo) a 180ºC (longilíneo). En el lebrel está prácticamente ausente.
  • El hocico o testuz contiene las cavidades nasales, que son espaciosas en los perros de muestra (por ejemplo, Setters) y más pequeñas en el Bulldog, que tiene un hocico aplastado. El aplastamiento completo de la cara (Pequinés) provoca anormalidades en el ajuste de los maxilares (prognatismo inferior, superposición de dientes) y dificultades respiratorias. 


La cabeza del perro


Oreja | Morfología del perro
1. Nariz
2. Orificio nasal 
3. Testuz
4. Stop
5. Ojo y región orbitaria
6. Frente, región frontal
7. Región parietal, llamada cráneo
8. Oreja (pabellón)
9. Oreja
10.Sien o región temporal
11. Región parotidea
12. Cuello
13. Garganta
14. Región masetérica
15. Comisura de los labios
16. Labio superior


Regiones del cuerpo del perro

CABEZA
1. r. frontal
2. r. parietal
3. r. temporal
4. r .auricular
5. r. cigomática
 
6. r. orbitaria
7. r. intraorbitaria
8. r. nasal
9. r. oral o bucal
10. r. masetérica

Regiones del cuerpo del perro



CUELLO
11. r. lanríngea
12. r. parotídea
13. r. dorsal del cuello
14. r. lateral del cuello
15. r. ventral del cuello
(r. traqueal)
16 . r. preescapular
TORAX
17. r. interescapular
18. r. dorsal (de la espalda)
19. r. lumbar (del lomo)
20. r. escapular (del hombro)
21. r. preesternal
22. r. esternal
23. r. costal 
24. r. del hipocondrio
ABDOMEN
25. r. xifoidea
26. r. del flanco
27. r. umbilical
28. r. hipogástrica
29. r. inguinal
30. r. prepucial
CADERA
31. r. sacra
32. r. coxígea o caudal
33. r. glúteal
34. r. de la tuberosidad coxal
35. r. de la tuberosidad isquiática
MIEMBRO TORÁCICO
36. r. de la articulación escapulo-humeral
37. r. del brazo
38. r. bicipital
39. r. del codo
40. r. del antebrazo
41. r. del carpo
42. r. del metacarpo
43. r. metacarpo-falángica
44. r. unguiculada
MIEMBRO PELVIANO 
45. r. de la articulación coxofemoral (de la cadera)
46. r. del muslo
47. r. de la rodilla
48. r. poplítea
49. r. de la pierna
50. r. del tarso
51. r. del metatarso
52. r. metatarso-falángica




Oreja y hocico


La nariz presenta dos orificios nasales, que deben estar bien abiertos, y una hendidura mediana. En los perros en buen estado de salud, la nariz debe ser suave, húmeda y fría.

Los belfos o labios no deben ser flácidos y deben juntarse. Están bien pigmentados y recubiertos de pelos y de pelos táctiles (pelos fuertes con receptores sensoriales en la base). El interior es más o menos rosado.

Las orejas son de formas y largos diversos. También difieren por su porte y su inserción. Pueden ser puntiagudas (Pastor Belga), más redondeadas (Pastor Alemán), muy redondeadas (Bulldog), más o menos finas y con pelos a veces muy largos (Cocker). Su papel en la audición es fundamental. Las orejas erguidas (o erectas) captan mejor las ondas sonoras. Los sabuesos suelen tener orejas caídas, lo que permite proteger el interior de las mismas de la vegetación, evitando la penetración de cuerpos extraños en el conducto auditivo. Los Terriers tienen orejas cortas que no les molestan cuando penetran en las madrigueras. Las orejas pueden ser recortadas, práctica que todavía está en vigencia en un gran número de países.

En el Shiba Inu deben estar erguidas, de forma triangular y con fuerte implantación sobre el craneo, con una medida relativamente pequeña para el tamaño del perro.


Aplomos

El aplomo es la dirección de los miembros en relación a un suelo horizontal. Los aplomos tienen una marcada influencia sobre la línea dorsal y, por consiguiente sobre el porte del Pastor Alemán así como sobre su máximo potencial para las disciplinas deportivas. 

Determinan una buena sustentación, al igual que una buena distribución del peso sobre las articulaciones y los pies. En general, para que el aplomo de un miembro sea correcto, su eje rector tiene que ser vertical. En efecto, una desviación con relación a la vertical entraña una sobrecarga de las articulaciones y de la superficie plantar (del lado de la desviación) y, por consiguiente, una fatiga prematura de esas articulaciones, de los tendones y de los diferentes ligamentos (lo que representa, por ejemplo, una desventaja particularmente molesta para los perros de trabajo). Por lo tanto, los aplomos no sólo son relevantes desde los puntos de vista teórico y estético.

Cuando un perro es plantado, la línea dorso lumbar se hunde o agobia, y la espalda tomo entonces una posición oblicua. Si sus miembros anteriores se hunden también, se le dice ensillado. En un perro remetido, el lomo es encorvado y la espalda se curva hacia arriba. La condición de patizambo es frecuente en los miembros posteriores, ya que es una tendencia natural. Por el contrario, la condición de arqueado o estevado es un defecto grave.


Cabeza, cuello y miembros anteriores

La cabeza puede ser redonda (Cavalier King Charles), larga (Lebreles) o cuadrada. Desempeña un papel importante en el equilibrio. Las razas de cabeza larga suelen tener un hocico puntiagudo y las de cabeza cuadrada, mandíbulas cortas y musculosas (esto atañe esencialmente a razas que en sus orígenes estaban destinadas al combate). 

En la cabeza se distinguen dos grandes regiones: en la parte posterior, el cráneo, que aloja al encéfalo, y en la parte anterior, la cara, que contiene las cavidades nasales. La región media tiene su centro en dos órbitas. Las diferentes relaciones entre el cráneo y la cara permiten definir los dolicocéfalos (hocico alargado), los braquicéfalos (hocico corto y chato) y los mesocéfalos (entre los dos anteriores).

La cabeza comprende otras regiones no tan bien definidas. Las sienes se encuentran lateralmente, detrás de los ojos y están limitadas hacia abajo por los arcos cigomáticos, que tocan la caja craneal e influyen de manera bastante importante en la determinación de la morfología de la cabeza. La región parótida se encuentra debajo de las orejas y detrás de la región masetérica. Esta última se sitúa a su vez detrás del carrillo, muy reducida debido a la muy grande abertura de la boca del perro. La nuca es moderadamente prominente hacia atrás al nivel del cuello y la garganta puede presentar repliegues cutáneos, que reciben el nombre de papada.

El cuello tiene forma de un cilindro cuyo extremo torácico presenta un diámetro más grande que el cefálico. Dorsalmente termina en cruz y forma un ángulo mas o menos abierto con la espalda.

Es una región importante en la apreciación de la belleza del perro. Influye en el porte de la cabeza y en el equilibrio del animal, ya que regula la posición del centro de gravedad. El eje cabeza-cuello desempeña el papel de un balancín cérvicocefálico que equilibra el resto de la columna vertebral y que el perro utiliza durante el movimiento (por ejemplo, cuando un perro tiene la cabeza y el cuello apoyados contra el suelo no se puede levantar). Se continúa con los hombros, la cruz y el antepecho. Su posición cambia en función del andar, erguido en la fase de propulsión y tendido en la fase de recepción.

Los miembros anteriores son generalmente largos y ligeramente aplanados. El hombro tiene una posición oblicua, desde arriba y hacia atrás abajo y adelante, y es ligeramente convexo. El brazo limita hacia arriba con el hombro y hacia abajo con el codo, que está más o menos pegado a la pared costal. Los dos dedos del medio son más largos y gruesos que los dos laterales. Las almohadillas digitales (capa córnea engrosada más grasa) son salientes y algo convexas. Las uñas son curvas y córneas, y se encuentran en las puntas de los dedos; no deben tocar el suelo durante el apoyo.

El antepecho, que constituye la cara anterior del tórax, varía en cuanto a su altura, su anchura y su posición con respecto a los miembros anteriores. Forma un cuadrado perfecto en el Bulldog francés y un arco de puente en el Bulldog inglés. En el Pastor Alemán es profundo aunque no demasiado ancho. Línea dorso lumbar (o superior), caja torácica, abdomen.

La línea dorso lumbar está formada por el conjunto espalda-lomo. Es casi horizontal en los perros medio líneos, ensillada en los ejemplares jóvenes y ascendente en los perros plantados. La espalda tiene un perfil rectilíneo u horizontal, y puede estar ligeramente inclinada hacia atrás; es encorvada en los animales longilíneos. El lomo sigue a la espalda hacia atrás y tiende a ser un poco más ancho. La grupa, que está en la línea del lomo, es oblicua y más o menos redondeada; sin embargo, vista desde arriba es rectangular. Hacia atrás, termina en la base de la cola.

La caja torácica comprende el pecho (o las costillas), región sumamente convexa formada por los trece pares de costillas. Un pecho profundo es largo (la punta de la espalda llega hasta la última costilla) y representa los dos tercios del largo total del perro. El esternón forma un arco de círculo de amplio radio(arco esternal). Esta región engloba al área cardíaca, que es bastante grande en los perros que realizan esfuerzos importantes.

El abdomen es una cavidad que se encuentra detrás del diafragma. Encierra varios órganos esenciales por sus funciones biológicas (el aparato urogenital, el bazo , el aparato digestivo). El flanco es un área ligeramente cóncava cuya longitud varía en función del tamaño del animal. El límite del flanco se confunde con el vientre y es difícil de ver en el perro. La cara inferior contiene las mamas en la hembra y, en el macho, la parte posterior sostiene el prepucio (funda protectora del pene).


Miembros posteriores y cola


Los miembros posteriores son más largos y macizos que en los anteriores. También tienen ángulos articulares más abiertos. Por lo general, los muslos son voluminosos. La rodilla establece el límite entre el muslo y la pierna, que es larga y oblicua. El corvejón delimita el comienzo del extremo inferior del miembro, la caña, que es oblicua hacia delante y a veces presenta un espolón en su borde interno. En general, el pie es un poco más corto que el del miembro anterior.

La cola es particular para cada raza, tanto por su longitud como por su tamaño y su porte. Puede ser en tirabuzón (Spitz), con flecos y larga (setter), acortada (Terrier). A los perros que nacen sin cola le les llama anuros, mientras que a los que nacen con una cola corta se les llama braquiuros.

El porte de la cola puede ser erguido, horizontal o curvado, aunque en el shiba debe ser siempre sobre el por encima del lomo o enroscada, una cola caída o corta (debe llegar a la altura del corbejón) son defectos que deben ser excluidos de la cría).


Ojos

El grado de separación de los ojos es muy variado en las diferentes razas. Permite la visión de costado. Los globos oculares están más o menos hundidos en las órbitas (ojo saltón para el Pug Carlino). La abertura palpebral puede ser redonda, como en el Pointer, o bien, almendrada (ojo rasgado) en los perros de pastor y los perros nórdicos. La expresión depende esencialmente de la mirada, que debe mostrar vivacidad, franqueza y dulzura.

El perro tiene dos párpados bien visibles, uno superior y otro inferior. Deben ser finos, separados, bien pigmentados y poseer pestañas en los bordes. La parte exterior está formada por una piel recubierta de pelos y la parte interior, la conjuntiva palpebral, es una mucosa de color rosa. Debajo del párpado superior se encuentra la glándula lagrimal, en donde se originan las lágrimas que hidratan la córnea. En el ángulo interior de cada uno de los dos párpados, se encuentra un pequeño conducto, la vía lagrimal, que desemboca en la fosa nasal.

El perro posee un tercer párpado, la membrana nictitante, cubierta en gran parte por el párpado inferior. Esta membrana interviene en la protección del ojo, donde desempeña el papel de un limpiaparabrisas y elimina los cuerpos extraños.

La coloración del ojo depende de la pigmentación del iris. Casi siempre se prefiere que sea pronunciada, es decir, de color pardo. En efecto, es un signo de buen equilibrio orgánico. Esta coloración pasa por todas las gamas del color, hasta el negro. No es deseable el ojo demasiado claro (ojo de rapaz), que desacredita al perro más hermosos.

El color no guarda obligatoriamente relación con el color del pelaje. Una capa lisa clara puede estar asociada con ojos oscuros, como en el caso del Samoyedo, que deber tener los ojos negros. En los perros de pelaje gris azul, como el Braco de Firmar, pío azul o atigrado azul, el color de los ojos puede ser claro. Por último, la coloración puede modificarse en el transcurso de la vida del animal.

Cuando los dos ojos no tienen el mismo color, se los llama anisocromos. Es un caso de heterocromía. Este fenómeno no es raro pero no es deseable. No obstante, se tolera en el Siberian Husky.

A veces el ojo presenta un defecto de pigmentación del iris en el que éste se presenta parcial o totalmente azulado. Es un defecto de aparición frecuente en los perros del pelaje tricolor o abigarrado. Puede afectar a uno o a ambos ojos. No hay que confundir el ojo despigmentado con el ojo de color diferente (azul) del Siberian Husky. Es preferible eliminar de la crianza los animales que tengan este defecto. Los ojos pueden presentar otros defectos, como la catarata (opacidad del cristalino), el entropión (vuelco o inversión de los párpados hacia adentro). El glaucoma es el resultado de un aumento de la presión intraocular sin aumento del tamaño del ojo y estrabismo es un defecto de convergencia de los ejes oculares.



Modificación de la Enciclopedia Royal Canin del Pastor Alemán - Aniwa Publishing - 2003

Dr. Néstor Fernández
Av. de los Incas 5133 Tel. 4523-0625 
Capital Federal - República Argentina